Psicólogos en Granada

¿Cómo dar malas noticias?

Un enfermedad Grave, comunicarles a nuestros hijos una separación, el final de una pareja.

Comunicar malas noticias es muy difícil. En este articulo os dejo algunas propuesta que podrían facilitar este proceso

Julieta Domenicone,Psicólogos en Granada

Dar malas noticias en una tarea muy difícil a la que en ciertas ocasiones nos tenemos que enfrentar.

Siempre pensamos en como darle nosotros una mala noticia a alguien que queremos, pero a veces es la propia persona afectada quien debe compartir su realidad con sus familiares

¿Qué es una mala noticia?

Una mala noticia es aquella que altera negativa y drásticamente la perspectiva de futuro de una persona.

Una vez que le hemos dado a alguien una mala noticia, lo mas frecuente es que esta persona so quede en Shock o bien que experimente un desajuste emocional y comportamental que durara un tiempo una vez recibida la información.

Las reacciones individuales ante una situación de estas características dependen de:

  1. La personalidad de quien recibe la mala noticia.
  2. De los apoyos familiares disponibles.
  3. De sus creencias religiosas.
  4. Del marco cultural de procedencia

Una mala noticia tiene un poder transformador en la persona que la recibe.

Factores que interviene a la hora de transmitir una mala noticia:

Miedo a causar dolor

El miedo a causar dolor nos puede llevar a evitar la comunicación o bien a minimizar peligrosamente la realidad. En ciertos casos el dolor es inevitable y se trata de calibrar muy bien la cantidad gradual de información necesaria y de un buen acompañamiento emocional.

Temor a expresar nuestras propias emociones

Cuando nos encontramos frente a alguien a quien amamos y debemos transmitir malas noticias es natural que nosotros también tengamos ciertos estados emocionales como, por ejemplo: rabia, impotencia, miedo tristeza, enfado.

Cuando intentamos ocultar lo se sentimos para proteger a quienes amamos podemos perder la conexión empática, que requiere de nuestra propia participación emocional y nos puede llevar a un lugar de mucha frialdad ante lo que está ocurriendo y esto se puede transformar en una barrera en la comunicación.

Julieta Domenicone Psicólogos en Granada

Julieta Domenicone
Psicólogos en Granada

¿Cómo comunicar malas noticias?

Un grupo de oncólogos, liderados por Walter F. Baile y Robert Buckman, elaboraron un protocolo para la comunicación de malas noticias en Medicina, basándose tanto en encuestas como en la propia experiencia.

Si bien se trata de un protocolo específico para el personal sanitario, creo que puede se una muy buena herramienta de inspiración o de guía para este proceso de comunicación.

Antes de pasar al protocolo, un paso paso previo que me parece importante es reunir toda la información que podríamos necesitar, que la tengamos ordenada y clara para poder compartirla y si es posible, también seria interesante tener preparado un posible plan de acción para reducir un poquito la incertidumbre.

Protocolo de 6 etapas de Buckman adaptado para familiares.

Primera etapa: Prepara en contexto físico más adecuado.

En esta etapa se trata de encontrar el momento, la persona y el lugar mas adecuado.

Disponer de toda la información necesaria, por si es necesario aclarar algún punto.

Preparar mentalmente lo que queremos decir y la manera de decirlo.

Disponer de un lugar privado, tranquilo y sin interrupciones.

Valorar la presencia de otros familiares.

Segunda etapa: descubrir lo que sabe nuestro familiar.

Para descubrir lo que el otro sabe, debemos hacer preguntas abiertas y mantener una escucha muy activa

¿Qué te han dicho sobre tu problema hasta el momento?

¿Estas preocupado por lo que te está pasando?

¿Qué piensas sobre el problema?

¿Como lo ves de grave?

¿Te han hecho todas las pruebas?

Esta fase nos permite saber que sospechas tiene y cómo se acerca a su nueva situación

Tercera etapa: Encontrara lo que la persona quiere saber

Este paso responde a las preguntas ¿Qué quiere saber la persona afectada? ¿Qué es necesario que sepa?

Esta pregunta se le puede hacer directamente:

¿Qué deseas saber?

Otra posibilidad es ¿Quieres que sea otra persona quien tenga toda la información?

También es interesante saber en que grado de detalles desea la información: si quiere una visión general o bien algo muy minucioso.

Cuarta etapa: Compartir la información.

Si la persona desde tener toda la información, ha llegado el momento de compartirla.

Si la persona, en la etapa anterior nos ha dicho que no quiere tener toda la información, pasamos directamente la siguiente fase: Plan de acción.

Lo primero es alinearnos con la persona teniendo claro lo que ya sabe y lo que desea saber.

Algunas claves para esta etapa:

  • Usar un lenguaje sencillo y claro.
  • Dar la información en pequeñas porciones para dar tiempo de asimilación.
  • Ser realista con el contenido del mensaje: si minimizamos la información en exceso, la persona no captará la gravedad real de su problema.

En esta fase es fundamental tener en cuenta la libertad de la persona que recibe la información para tomar sus propias decisiones, en concreto con referencia al tratamiento y sobre todo si no coinciden con las nuestras para que esto no genere frustración.

Quinto etapa: Responder a sus sentimientos.

Ante una mala noticia, las reacciones pueden ser muy distintas: Rabia, enfado, estallido emocional, tristeza, incredulidad, abatimiento, etc.

Como elemento importante, hay que destacar el papel de los silencios, la empatía no verbal, el respeto y la escucha

Sexta etapa: diseñando un plan de acción.

Llegados a este punto la persona puede encontrarse agotada, confusa y muy preocupada.

Para elaborar un plan de acción adecuado, en muchas ocasiones es muy importante contar con profesionales expertos, que nos guien en lo pasoso a seguir y en cómo deben efectuarse esos pasos:

Algunos consejos para esta etapa:

  • Buscar solucione y no mas problemas.
  • Tener en cuenta la opinión del afectado, sobre todo si es una opinión sensata.
  • Explicar los pasos a seguir y organizar un calendario, si es posible para reducir la incertidumbre.
  • Transmitirle seguridad a la persona afectada. ¡Estamos comprometidos y presentes!
  • Darle tiempo a la persona para procesar lo ocurrido e ir observando como evoluciona a nivel emocional.

Julieta Domenicone

Psicólogos en Granada  

Psicólogos Granada

Julieta Domenicone psicólogos Granada.

 

 

 

Mi nombre es Julieta Domenicone soy psicóloga en Granada y ofrezco atención psicológica desde la TCC y desde la terapia Gestalt 

Ante cualquier duda, te puedes poner en contacto conmigo e intentaré resolverla.

 

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *