Ataques de pánico

¿Tienes episodios intensos de ansiedad donde te sientes asustado y abrumado? ¿Te cuesta respirar, se te dispara el corazón, padeces sofocos y sientes que vas a desmayarte e incluso a morir?

Qué son los ataques de pánico

El ataque de pánico causa una reacción de ansiedad muy fuerte. En la mayoría de los casos es tan intensa que la persona que lo padece llega a pensar que es incapaz de controlar su estado y que podría llegar a morir. Muchos de ellos acuden a urgencias pensando que se trata de un problema físico grave, cuando realmente, es una respuesta desmedida de nuestro cerebro que no debería darse ante estímulos cotidianos.

¿Por qué se producen?

Se trata de una reacción fisiológica natural en todos los seres vivos. El instinto de supervivencia hace que el organismo entre en un estado de alerta ante un peligro. Cuando el peligro implica un serio riesgo para el organismo la reacción fisiológica del cuerpo se intensifica. Los ataques de pánico causan la misma reacción fisiológica de peligro mortal ante un estímulo o un conjunto de estímulos que deberían ser completamente inocuos.

¿Como se producen?

Es una reacción que se da en tres fases:

  1. La persona se encuentra en un estado de ansiedad o estrés que propicia la activación del estado de alerta fisiológico.
  2. Tras el disparo del estado de alerta y el incipiente cuadro de ansiedad, el organismo da una reacción de miedo y terror.
  3. La combinación de ansiedad y terror hace que la persona sienta que le ocurre algo grave, que va a sufrir un ataque o incluso que va a morir, esto hace que se intensifique la sensación de miedo hacia la muerte y se dispare un estado aún mayor de ansiedad.

Síntomas psíquicos

  • Miedo a perder el control
  • Despersonalización
  • Miedo a perder el control
  • Miedo a morir
1
2
3
4
5
6
7
8
sintomas ansiedad

Síntomas físicos

  1. Subida de la frecuencia cardíaca
  2. Sudoración
  3. Temblores / Espasmos
  4. Sensación de ahogo
  5. Presión torácica
  6. Náuseas
  7. Sensación de mareo / desmayo
  8. Parestesias (hormigueos, cosquilleos)

¿Como te puedo ayudar?

La aparición de un ataque de pánico o el simple temor a sufrir uno genera mucho estrés y dolor en la persona.  Nuestro objetivo es ayudarte a adquirir los recursos necesarios para disminuir la intensidad, la frecuencia y la duración de los ataques de pánico.

Durante la terapia trabajaremos sobre los siguientes ámbitos:

Análisis individual

Es imprescindible conocerse para poder superar los episodios de ataques de pánico. Durante la terapia, te ayudaremos a comprender e identificar cuales son los condicionantes de los ataques de pánico y  los hábitos de vida que pueden influir en ellos (descanso, estrés, preocupaciones, alimentación…). De este modo tanto el terapeuta como el paciente podrán conocer de manera precisa los factores que predisponen su aparición.

Reconocimiento del problema

Es fundamental para quien sufre los ataques de pánico conocer cuál es el mecanismo de funcionamiento de la ansiedad. De este modo, reconociendo los síntomas y su evolución, podrá aplicar las técnicas y recursos necesarios para minimizar sus efectos.

Identificación de procedimientos contraproducentes

Muchas veces, las técnicas aplicadas para intentar minimizar el problema acaban acentuándolo. Así ocurre cuando dejamos de hacer una vida normal por miedo a sufrir un ataque de pánico…

En terapia, te ayudaremos a identificar las actitudes y acciones contraproducentes que contribuyen a hacer que los ataques de pánico sean mas severos y mas incapacitantes.

Aprendizaje de técnicas y recursos

En base a la realidad única de cada paciente, podremos poner en aplicación técnicas y recursos que te ayudarán a prevenir, controlar y minimizar los ataques de pánico:

  • Técnicas de respiración: El modo en el que se manifiesta la ansiedad está estrechamente vinculado con la ventilación alveolar. Controlar la respiración minimiza la presión torácica, los mareos y desmayos. Mediante estás técnicas se evitará la hiperventilación, característica de las reacciones de alerta.
  • Técnicas cognitivas: Mediante estas técnicas se intervendrá en los pensamientos recurrentes, automáticos y catastrofistas que son en muchos casos, detonantes del pánico.
  • Técnicas de aserción: El trabajo sobre la aserción permite que las personas tengan un autoconocimiento de sus propias emociones, sepan identificarlas y aceptarlas.
  • Técnicas de relajación: Las técnicas de relajación son fundamentales para la exposición en vivo ante los estímulos, detonantes y condicionantes de los ataques de pánico. Estos se caracterizan por la sensación de pérdida de control, las técnicas de relajación permiten mantenerlo mediante la focalización en las herramientas aportadas.

Exposición

En terapia, utilizaremos la exposición en vivo y la exposición interoceptiva. Estas técnicas psicológicas tienen como objetivo exponer de forma gradual al paciente a las factores causantes de los ataques de pánico.

De esta manera, podremos ayudarte a modelar el modo en que tu cuerpo reacciona ante los estímulos y de forma general, retomar el control sobre tu vida.

¿Como actuar ante un ataque de pánico?

El primer paso, es sin duda, consultar lo ocurrido con un médico para poder descartar una patología de tipo endocrino o cardiovascular.

Una vez descartada esta posibilidad, el psicólogo podrá ayudarte a establecer un diagnostico y diseñar contigo un tratamiento para disminuir cada vez mas la frecuencia y la intensidad de los ataques.